Tengo una tercera excusa todavía: esta persona mayor vive en Francia, donde pasa hambre y preguntas para saber que regalarle frío.
Si no tienes en mente a una persona específica para dedicárselo, puedes considerar a alguien que se dedique exhaustivamente a apoyar las causas relacionadas con tu libro.Ejemplo 15 La idea para este libro me fue sugerida por un niño en un colegio que había ido a visitar, quien me pidió que escribiera un libro llamado El castillo ambulante.12 La dedicatoria del primer libro de Lemony Snicket, decía simplemente: "A Beatrice.Estas en conciencia del viaje al que has entrado.Hugh lofting La historia del doctor Dolittle Escribí este libro para mi hijo David Lord Paterson, y él, después de leerlo, me pidió que incluyera el nombre de Lisa y es esto lo que hago: Para David Paterson y Lisa Hill.Juan José Arreola, Palindroma.Katherine paterson Un puente hacia Terabithia A mi hijo Javier, que sueña con pistolas y policías prodigiosos.Para Lucy Barfield, mi querida Lucy: Escribí esta historia para ti, pero cuando la empecé no había caído en la cuenta de que las muchachas crecen más rápidamente que los libros.Y al reino de brujas, magos gnomos, perros y gatos que las rodea.A través de ésta, el autor dedica su obra a quien él desee.He recopilado las más bonitas o curiosas de todos los géneros; tal vez te puedan servir de inspiración si necesitas una frase especial para dedicar un libro a un pequeñín .
Lewis, el león, la bruja y el armario.




Ejemplo 1, para Anna, que abandonó El Señor de los Anillos para leer este libro.Parte 3 Terminar la dedicatoria 1 Revisa bien la ortografía y la gramática.Por lo tanto, ya eres mayor para los cuentos de hadas y, para cuando el relato esté impreso y encuadernado, serás aún mayor.3, no te sientas obligado a dedicar tu libro a alguien que te pidió dicha dedicatoria.Sin embargo, puede quedar mejor si la alíneas a la izquierda.Sheldon cashdan La bruja debe morir Para nuestro hijo Callum.Ejemplo 6, para Colin Firth, eres un gran tipo, pero estoy casada, así que creo que deberíamos ser solo amigos.Escribí su nombre, y lo guardé en un lugar tan seguro que no he sido capaz de encontrarlo.Tomas un libro, vas a la dedicatoria y, nuevamente, te percatas de que el autor se lo dedicó a otra persona que no eres.
Este libro es para.



O incluso puedes usar solo la cita o el poema y omitir el nombre de la persona.