Marie cumplió diez años de condena en varias celdas en las que escribió sus memorias y desde donde se carteaba con personajes de la vida pública que simpatizaban con su causa, entre ellos el letra de la poesia el regalo escritor Alejandro Dumas (padre).
Si el cuerpo de aquella primera víctima se hubiese examinado con celo sherlockiano, si se hubiese observado cada trocito de su piel con una lupa, tal vez la policía habría hallado marcas similares, como las de una mordida de serpiente.
En sus Memorias, Vidocq describe el regreso a Arras, su pueblo natal, durante una baja del ejército por enfermedad.Gonzales, Thomas., Morgan Vance, y Milton Helpern, Legal Medicine and Toxicology,.Maggie subió a su agobiante habitación en la buhardilla para echar, ella también, una siesta.Finalmente, cansado del juego, medicamentos para ganado de engorda Lebon da la señal, y el ejecutor acciona el declic, o palanca, la hoja cae, la cabeza rueda hasta una cesta y la multitud entusiasmada grita: «Vive la Repúblique!» Vidocq relata cómo esto lo pone enfermo.Brussel, James., Casebook of a Crime Psychiatrist, Bernard Geis Associates, Nueva York, 1968.La sangre brilla sobre las superficies de metal bruñido, por ejemplo, mientras que sobre las telas más suaves se absorbe rápidamente y se endurece.Duke, Thomas., Celebrated Criminal Cases of America, James.Con una lupa, la policía comparó la huella recién fijada con la de la puerta, y claramente coincidían.Scotland Yard despachó de inmediato al inspector Dew en el Laurentian, degoboom solo es un regalo un barco más rápido que el Montrose.Costello, Nueva York, 1885.En Viena, Karl Rokitanski, que solía obtener sus cadáveres en los hospitales y a lo largo de cuarenta y cinco años llevó a cabo dos autopsias por día, enseñaba a sus estudiantes una técnica de examen post mortem que él mismo había desarrollado, consistente.Los maestros de anatomía y sus estudiantes llevaban gafas y delantales, pero, aparte de estas prendas, no poseían equipo protector y trabajaban con las manos al descubierto.En El tratado naval, de 1893, Conan Doyle pone las siguientes palabras en boca de Watson cuando éste describe la experiencia de un viaje con Sherlock Holmes: «Conversaba, según recuerdo, sobre el sistema de medición de Bertillon, y expresó su entusiasta admiración por el sabio.




Arthur Conan Doyle nació el mismo año en que tenía lugar el proceso de Smethurst.Y Locard, como admirador devoto del Gran Detective que era, se las arregló para demostrarlo.Y apenas recordaban lo que habían hecho con el cadáver, según se desprende del siguiente diálogo entre el forense y el «encargado» de la morgue: Pregunta: Le habían dicho que no lo tocara el cuerpo?Los dragones alados, según relataban algunas leyendas siniestras, sólo copulaban en el aire, y especialmente sobre masas de agua estancada, como lagos, pozos y lagunas.El análisis espectral resultaba muy preciso en la detección de manchas de sangre de años de antigüedad.Y el detective Henry Goddard tenía un don para detectar el disfraz.La técnica requería enormes destrezas, pero daba muy buenos resultados.Para Gross, incluso los hechos negativos eran relevantes.
El amante finalmente confesó y fue diligentemente escoltado hasta la guillotina, para gran alivio del afligido marido.
La ciencia había demostrado que no había hombres lobo en Rugen.

A partir de aquel momento, sólo restaba dar un pequeño paso hasta llegar a la disección de los cuerpos en busca de los cambios ocasionados por las acciones criminales.
Alguien de casi dos metros de altura, en plena juventud, con los pies pequeños para su estatura.